La Silenciosa Invasión china.

Confieso que no soy racista ni xenófobo, aunque vista la política gubernamental al respecto, ganas no me faltan. Y recuerdo mucho al desaparecido don Jesús Calderón, supuesto ideólogo del PSOE (que Dios nos coja confesados) cuando decía que hacían falta varios millones más de extranjeros en España…

Más de un 15% de la población “legal” residente en España es extranjera, pero muchos autores cifran en un porcentaje similar los extranjeros no regularizados –por no decir ilegales-, lo que supondría como mínimo un 20%, es decir, alrededor de 8.000.000 de personas, que se dice pronto. Eso si no son más, pues el número de irregulares es imposible conocerlo.

Pero lo que más me preocupa es la invasión de los chinos, la silenciosa invasión que vienen haciendo de nuestra Patria, que al paso que vamos acabará siendo la china pequeña de Europa.

Continúa leyendo La Silenciosa Invasión china.

Vivir de la sopa boba del estado.

Alguno de nuestros grandes pensadores, cuyo nombre ahora no recuerdo con certeza, decía que los españoles se dividían en dos clases: los que eran funcionarios y los que querían ser funcionarios.

O dicho de otro modo: los que vivían del Estado y los que querían vivir del Estado.

Suprimidas las dichosas cesantías entre el siglo pasado y el anterior, lo cierto es que al empleado público (concepto más amplio, pues engloba a funcionarios, laborales, personal de confianza y enchufados en general), poco le importa quien gane las elecciones, pues ellos tienen el pesebre asegurado.

Podrán medrar más o menos, en función de su proximidad ideológica o personal a quienes ostenten temporalmente el poder, pero ellos a lo suyo, a hacer como que trabajan, de lunes a viernes, y sólo por las mañanas, que tampoco se trata de herniarse uno.

Por supuesto que hay honrosas excepciones, como el personal sanitario, que trabajan muchas veces en horario vespertino, nocturno, etc., por no hablar del día de Navidad o de Año Nuevo, que también.

Pero en los últimos años, con la moda de privatizar todo, estamos asistiendo a la existencia de nuevos yacimientos de empleo en el sector privado, pero al socaire de lo público, con todas las ventajas de lo público, y ninguno de los inconvenientes de las empresas privadas…

Continúa leyendo Vivir de la sopa boba del estado.

¿Tiene solución el problema Catalán…?

Decía Ortega y Gasset que los españoles teníamos que acostumbrarnos a soportar a los catalanes, y seguramente no le faltaba razón. Es algo parecido a lo que nos sucede con la suegra, por ejemplo. Simplemente la aguantamos, por amor a nuestro esposa y a la abuela de nuestros hijos…

Con Cataluña pasa algo parecido.

Pero los últimos años, posiblemente como consecuencia de la crisis económica general, la absoluta incapacidad de los políticos catalanes para solucionar los problemas de sus gentes, etc., han supuesto una especia de huida hacia adelante, vendiéndole al pueblo la vana ilusión de que con la independencia solucionarían todos sus problemas…

Continúa leyendo ¿Tiene solución el problema Catalán…?